El Síndrome de las piernas inquietas

piernas cansadas

Es una enfermedad desconocida para muchos, con la que conviven más de cuatro millones de españoles. Los pacientes con los síntomas más graves suelen dormir una media de tres horas diarias a causa de molestias como pinchazos, hormigueos, inquietud o dolor en las extremidades inferiores. Descubre el origen de la dolencia y su sencillo tratamiento.

El síndrome de las piernas inquietas se define como un trastorno neurológico caracterizado por sensaciones desagradables en las piernas y un impulso incontrolable de moverse y andar cuando se está descansando que afecta a un 10 % de la población mundial.

Las personas afectadas describen las sensaciones como incómodas, irritantes o incluso dolorosas y se manifiestan sobre todo cuando el individuo se encuentra en reposo por la tarde o por la noche. Esto representa una disminución de la calidad de vida del paciente y conlleva problemas para conciliar el sueño, depresión, ansiedad, etc.

Etiología

Los orígenes del trastorno son desconocidos para la medicina oficial, se habla de que son factores predisponentes la edad, determinados genes y poco más. Algunos estudios relacionan el síndrome con el consumo de alcohol, con el tercer trimestre del embarazo y/o con carencias de vitaminas y minerales.

Como en muchas otras enfermedades, las personas afectadas crean asociaciones para compartir experiencias, buscar soluciones y apoyarse mutuamente. En esa línea la Asociación Española del Síndrome de Piernas Inquietas ha publicado que hacer ejercicio regularmente puede reducir hasta tres veces el riesgo de padecer ese trastorno.

La medicina oriental y la alimentación

La medicina Oriental nos muestra los meridianos de los órganos digestivos que recorren las piernas, hablamos de hígado/vesícula biliar y estómago/bazo/páncreas. Cuando tenemos unos hábitos alimenticios inadecuados y tomamos alimentos refinados que son carenciados en vitaminas y minerales, añadimos estimulantes como cafeína, alcohol, etc. provocamos una irritación en dichos canales energéticos, lo que nos lleva a movernos constantemente.

Nuestra experiencia clínica nos ha permitido comprobar que el movimiento involuntario de las piernas está directamente relacionado con un sobreconsumo de alimentos yin (azúcar, dulces, bollos, galletas, leche y derivados, alcohol, café, etc.), que irritan a los meridianos de los órganos digestivos que recorren las piernas. A más consumo de estos alimentos, más inquietud en las piernas.

Pautas alimenticias

Aquellas personas que están afectadas por este síndrome les serán de gran ayuda los consejos que describimos a continuación:

  • Suprimir los estimulantes como café, alcohol, chocolate y drogas en general, también el tabaco.
  • Evitar el azúcar y los alimentos azucarados como bollería, refrescos, zumos, etc.
  • Tomar cereales integrales como base de la alimentación ya que contienen las vitaminas y los minerales necesarios para un buen funcionamiento del sistema nervioso.
  • Complementar con verduras como coles, coliflor, rabanitos y zanahorias ricas en antioxidantes.
  • Incluir algas marinas, pescado y frutos del mar por su riqueza en minerales.

Si las personas afectadas comen adecuadamente no necesitarán hacer deporte como tratamiento y lo podrán practicar simplemente por el puro placer de realizar una actividad física.

Comparte esta entrada!

    Protección de datos de carácter personal: con el envío del comentario, el usuario admite haber leído y aceptado la información en materia de protección de datos de carácter personal que se incluye en el aviso legal existente en esta página, al que se accede a través de pestaña bajo ese título, Aviso legal, situada en la parte inferior de la página de inicio de este blog, y donde se informa de los titulares del blog, de las finalidades para las que se utilizarán los datos personales comunicados, así como la dirección para el ejercicio de los derechos reconocidos en el artículo 5 de la LOPD. Los datos marcados con asterisco, son de obligado cumplimiento para aceptar la publicación del comentario. Si tales datos no fuesen facilitados, el comentario enviado será eliminado sin proceder a su publicación.
    2 comentarios en “El Síndrome de las piernas inquietas

    1. Hola Elena, quiero preguntarte dos cosas como recomendación general para nosotros tus seguidores.
      1) ¿el arroz lo debemos dejar remojando en la misma olla donde cocinamos o lo debemos dejar en un recipiente aparte?
      2) ¿el arroz lo cocinamos con la agua de remojo o debe ser en una agua nueva?
      Gracias

    Deja un comentario

    Protección de datos de carácter personal: con el envío del comentario, el usuario admite haber leído y aceptado la información en materia de protección de datos de carácter personal que se incluye en el aviso legal existente en esta página, al que se accede a través de pestaña bajo ese título, Aviso legal, situada en la parte inferior de la página de inicio de este blog, y donde se informa de los titulares del blog, de las finalidades para las que se utilizarán los datos personales comunicados, así como la dirección para el ejercicio de los derechos reconocidos en el artículo 5 de la LOPD. Los datos marcados con asterisco, son de obligado cumplimiento para aceptar la publicación del comentario. Si tales datos no fuesen facilitados, el comentario enviado será eliminado sin proceder a su publicación. Los campos necesarios están marcados *

    Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>