La psiconeuroendocrinoinmunología

¿La mente influye en la salud? Una vez más surge la eterna pregunta que nos hacemos tod@s: ¿Qué es primero, la mente o el cuerpo?

La Organización Mundial de la Salud (OMS) define la salud como la capacidad plena de gozar y disfrutar de la vida. Si no tenemos capacidad para poder crear respuestas ante las situaciones que nos afectan tanto en el plano físico como el emocional, enfermamos.

Debemos saber neutralizar los efectos negativos de las situaciones exteriores. Los agentes externos van desde el frío y el calor extremos, la contaminación, el ruido… hasta la soledad, las agresiones, los insultos o el desamor, entre otros.

La Psiconeuroinmunología es el estudio de las interrelaciones mente-cuerpo y sus implicaciones en la salud de la persona. Trabaja desde una perspectiva interdisciplinar aglutinando diversas ramas relacionadas con la salud integral. Existen numerosos estudios científicos que muestran la relación bidireccional entre el sistema nervioso, el inmune y las emociones.

Cuando experimentamos una emoción, ésta se refleja en nuestra cara y lo mismo sucede cuando uno le planta cara al dolor: sentimos lo que se refleja en nuestra cara. De ahí la frase “la cara es el espejo del alma”.

Fruncir el ceño activa la secreción de hormonas del estrés que inhiben al sistema inmune y elevan la presión sanguínea. En esta situación se favorecen la depresión y los estados de ansiedad. Contrariamente, sonreír inhibe la secreción de hormonas del estrés y aumenta la producción de endorfinas y de linfocitos T; es decir sube las defensas.

¡Sonriamos a la vida!

Comparte esta entrada!

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *