Archivo de la etiqueta: diabetes

La carne y la diabetes

Según los doctores Fagherazzi y Clavel-Chapelon para prevenir la diabetes no es suficiente con reducir el consumo de azúcares y alimentos refinados, y tomar cereales integrales, sino que es necesario reducir el consumo de carne.

El Centro de Investigación en Epidemiología y Salud de la Población, dependiente del gobierno francés realizó un estudio durante 14 años con más de 60.000 personas y llegó a la conclusión de que la carne, al igual que los alimentos refinados, produce un balance acidificante en la dieta y esa acidosis crea el terreno adecuado para que se desarrolle la diabetes.

Concluyeron que el balance global de la dieta para estar en salud debe ser alcalinizante.

Estudios como el citado nos permiten corroborar una vez más la necesidad de contemplar la dieta en su conjunto y no contemplar los alimentos exclusivamente de forma individual.

Sobreconsumo de proteínas animales y arteriosclerosis I

01_complete_proteins_arent_meat_what_AlexPro9500

Tomar proteínas animales en exceso supone mucho más que la elevación del ácido úrico en la sangre o la descalcificación. Hoy compartimos una investigación de los años 70 que ha pasado inadvertida para la mayoría y que os puede dejar perplejos. 

Hábitos alimenticios actuales y sus repercusiones en la salud

En nuestro país, en los años posteriores a la guerra civil, la mayoría de los españoles eran delgados. Su presión arterial era baja, su sangre fluida y raramente aparecían elevados la glucosa, el ácido úrico o el colesterol. Dicho de otro modo: los españoles estaban hambrientos, delgados y fundamentalmente sanos.

En la actualidad, transcurridas varias décadas de sobrealimentación, la mayoría de la población es obesa y está enferma. De hecho, la mitad de los españoles muere antes de tiempo como consecuencia de la arteriosclerosis y/o el infarto de miocardio.

Durante muchos años ha prevalecido la opinión, incluso en los ámbitos científicos, de que los factores de riesgo en la obesidad eran la ingesta excesiva de hidratos de carbono y grasas. En ningún caso se contemplaba que las proteínas estuvieran implicadas en esta “enfermedad moderna”.

Tal planteamiento era el resultado de creer que los seres humanos no disponemos en nuestro organismo de estructuras de depósito para las proteínas excedentarias. Como las proteínas no se podían almacenar, debían ser quemadas completamente por el organismo, de modo que no provocarían perjuicio alguno.
SIGUE LEYENDO

Los efectos colaterales de la diabetes

Continuación del post: “Lo que no sabes sobre la diabetes”

Lo que comemos una vez digerido (aminoácidos, glucosa y ácidos grasos), pasa a la sangre y de ahí es distribuido a todas las células de cuerpo. En el caso de la glucosa, si no producimos insulina suficiente, al no poder pasar a las células, permanecerá en la sangre  perjudicará a más de un órgano del cuerpo como veremos a continuación.


SIGUE LEYENDO