Las respuestas de Elena

En esta sección os brindo las respuestas a las preguntas más frecuentes que me formulan los pacientes en el transcurso de su tratamiento en Elena Corrales Nutrición y Salud. Un formato ágil y sencillo con el que, siempre desde el respeto al anonimato de los pacientes y en cumplimiento de la Ley Orgánica de Protección de Datos (LOPD), espero ser ese candil en la oscuridad que necesitan todos aquellos pacientes que se enfrentan a conceptos, prácticas culinarias y tratamientos con los que no están familiarizados.

Alteraciones hormonales femeninas II

Cuando se dice que el ciclo menstrual es un ciclo lunar, en pocos casos se ahonda hasta comprender la profunda relación que existe entre todos los fenómenos de la naturaleza que rigen la vida. Las fases de la luna, las mareas, la menstruación… Descubre lo que las une.

Continuación del post: Alteraciones hormonales femeninas I

El equilibrio hormonal en la mujer

En las mujeres es donde más claramente se ve la influencia de las fuerzas del cielo y de la tierra y estas fuerzas son determinantes en el equilibrio hormonal.

La producción de hormonas sigue un ritmo lunar y da lugar al ciclo menstrual con la posibilidad de fecundación y consiguiente reproducción de la especie.

En el ciclo lunar observamos la fase decreciente que da lugar a la luna nueva y la fase creciente que da lugar a la luna llena, y en el ciclo menstrual observamos la fase proliferativa que da lugar a la ovulación y la fase secretora que da lugar a la menstruación.

Así cuando en una mujer hay un buen equilibrio entre las fuerzas del cielo y de la tierra ovula en luna nueva y menstrúa en luna llena.

Figura 1. Relación ciclo menstrual ciclo lunar

En todos los fenómenos de la naturaleza, “la energía ni se crea ni se destruye, sólo se transforma”. Esta frase en occidente es la que explica el principio de conservación de la energía, pero no se utiliza en ningún momento para conocer y comprender los procesos de la naturaleza.

Sin embargo la visión oriental de la vida y de las cosas está profundamente asentada en ese principio como veremos a continuación. Nos va a interesar esta visión oriental sobre todo en la aplicación a la comprensión del origen de las enfermedades y a su curación.

El yin y el yang: definición

Cuando se habla del yin y el yang en occidente se tiende a definirlos como conceptos estáticos: frío/calor, hombre/mujer, día/noche, etc. Pero en realidad esos términos son tan sólo las manifestaciones del perpetuo cambio de la energía.

Yin es la manifestación de la energía de la tierra, en consecuencia ascendente, expansiva y centrífuga, es la que anima y da vida al reino vegetal.

De modo que los vegetales son energéticamente yin y tienen como atributos lo blando,  húmedo, frío y dulce.

Yang es la manifestación de la energía del cielo, es decir descendente, contractiva y centrípeta, es la que anima y da vida al reino animal.

Así los animales son energéticamente yang y sus atributos son lo duro, seco, caliente y salado.

hormonales1

Tabla 1. Clasificación  Yin y Yang

La universalidad del yin y el yang la podemos ver en algunos fenómenos cotidianos como expresión de la manifestación de dos fuerzas antagónicas y complementarias. Lo que para unos es la estructura y la función, para otros es la materia y la energía. A partir de estos ejemplos comprendemos que  la visión energética no es un orientalismo, se trata de una comprensión global.

  • El mundo de la electricidad, así como el del magnetismo, están compuestos por las dos polaridades, la carga positiva (yang) y la carga negativa (yin).
  • El equilibrio en la sangre bascula entre la alcalinidad y la acidez, entre la proporción de glóbulos rojos (yang) y de glóbulos blancos (yin).
  • El equilibrio del sistema nervioso autónomo depende de la relación complementaria entre el parasimpático (yang) y el simpático (yin).
  • El corazón, cuando funciona bien, muestra el equilibrio entre la sístole (yang) y la diástole (yin).
  • El ciclo menstrual es la expresión del equilibrio entre la ovulación (yang) y la menstruación (yin).
  • El metabolismo es el resultado de dos fenómenos antagónicos complementarios: el anabolismo (yang) y el catabolismo (yin).

Los alimentos: materia y energía

Sólo si contemplamos a los alimentos desde la materia (composición química) y la energía (comportamiento funcional), podremos relacionar las alteraciones hormonales en relación con la forma moderna de comer.

Los alimentos de naturaleza yin tienen efecto expansivo, son blandos, impulsores y enfriadores. Dan lugar a las fases agudas de la enfermedad (irritación e inflamación) y, cuando se comen en exceso, favorecen las infecciones, alergias, enfermedades autoinmunes e inmunodeficiencia. Nos referimos al azúcar, miel, edulcorantes, dulces, helados, leche y derivados, zumos, batidos, frutas tropicales, especias, alcohol, té, chocolate y café, entre otros.

Los alimentos de naturaleza yang tienen efecto contractivo, son duros, estancadores y calentadores. Facilitan los depósitos de toxinas en forma de nódulos, pólipos, miomas, etc., y su exceso da lugar a muchos tipos de cáncer y las enfermedades cardiovasculares. Hablamos de los huevos, quesos curados, embutidos, salazones, caza, carnes rojas, mariscos…

Continuará en el post: Alteraciones hormonales femeninas III

Las respuestas de Elena nº 15: frío excesivo

frio

Hoy comparto con vosotros la pregunta de Mari Luz, una paciente que acudió a mi consulta por un problema de tiroiditis autoinmune.

Hola Elena, todavía no me toca la revisión con el endocrino y no podemos por tanto valorar la evolución de la TSH, pero estoy muy contenta con el cambio de alimentación ya que otros aspectos de mi salud que son fácilmente comprobables han mejorado de forma sustancial. Por ejemplo, mi estreñimiento ha desaparecido y duermo profundamente, sin contar con que se ha esfumado la ansiedad con la comida que tenía antes… Pero, Elena, ¡estoy helada todo el día!

Teóricamente no como alimentos enfriadores, por eso no logro comprender por qué tengo tanto frío. ¿Me puedes orientar?
SIGUE LEYENDO

Las respuestas de Elena nº 14: desaparición del apetito sexual

Man-in-Pain-from-a-Cluster-Headache-1-768x512

Hoy comparto con vosotros la pregunta de Mikel, un paciente que acudió a mi consulta por un problema de psoriasis.

Hola Elena, desde que he cambiado mis hábitos alimenticios estoy experimentando muchos cambios positivos en todos los planos: me canso menos, hago mucho mejor la digestión, tengo menos estrés… pero mi deseo sexual se ha apagado por completo. ¿Es posible que lo que me está pasando lo produzca la nueva dieta? ¿Me puedes ayudar?
SIGUE LEYENDO

Las respuestas de Elena nº 13: alteraciones menstruales

Woman-stomach-ache-1

Hoy comparto con vosotros la pregunta que me formula Maite, una paciente que vino a verme con un problema de caída de cabello con una dermatitis seborreica.

Hola Elena, estoy realmente entusiasmada con el nuevo plan de alimentación. Además de que mi pelo cada vez se engrasa menos y permanece más días sin ponerse lacio, me siento con más energía y vitalidad y… ¡se me está quitando la celulitis!

Pero hay algo que me tiene preocupada, no me baja la regla desde hace un par de meses y mi deseo sexual ha desaparecido por completo. ¿Me puedes decir si el programa de recuperación de la salud que sigo puede estar influyendo en lo que te cuento?

Gracias por tu entrega y dedicación.
SIGUE LEYENDO

Las respuestas de Elena nº 12: cambios de humor

39000041 - sad woman in the room

Hoy comparto con vosotros la pregunta que me formula Itziar, una paciente que vino a verme con un problema de candidiasis digestiva y vaginal.

Al empezar  la dieta sí que noté mucha mejoría y sé que tu dieta funciona a la perfección.

Mi problema es el siguiente.

Desde que hace un año llevo intentando equilibrarme con la comida, me han salido muchas arrugas y manchas en la cara. Y estos últimos meses también lo he notado. Cada vez los efectos secundarios  son más fuertes: estoy cada vez más cansada y  muy irritable. Cuando  empecé la dieta solo estuve una semana con la sensibilidad a flor de piel, pero ahora me puedo pegar tres semanas que no me aguanto ni yo. Los bajones o ataques de ansiedad son frecuentes e intensos. Cada vez que me cambio de pastillas, o vuelvo a tomarlas después de dejarlas, tiemblo.

La ansiedad no es tanto por lo que como sino por lo que sufro en mi vida a nivel emocional. Necesito compartir esta circunstancia para ver cómo me puedo ir equilibrando con la dieta mientras encuentro solución a mi vida personal.
SIGUE LEYENDO

Las respuestas de Elena nº 11: cansancio extremo

iStock_000019713633_Medium

Hoy comparto con vosotros la pregunta que me formula Ainhoa, una paciente que vino a verme con una dermatitis crónica desde hace más de cinco años.

Hola Elena,

Estoy sorprendida por la respuesta casi inmediata que ha tenido mi piel al cambio de dieta. A los diez días las lesiones de las piernas casi han desaparecido, hasta tal punto que sólo me quedan zonas irritadas en la espalda.

Como entiendo que estoy haciendo las cosas bien, no acaba de cuadrarme por qué a la vez que mejora mi piel aumenta la sensación de cansancio. Elena, me siento agotada. Puedo esperar a la próxima consulta, pero si me das alguna indicación y puedo mejorar también ese aspecto te lo agradecería. Hay días que no iría a trabajar de lo fundida que me levanto de la cama.
SIGUE LEYENDO

Las respuestas de Elena nº 10: variaciones en el flujo de orina

cloudy-water-background-images-blueglass1

Hoy comparto con vosotros la pregunta que me formula Álvaro, un paciente que vino a verme con un sobrepeso importante.

Hola Elena,

Debo decirte que no puedo creer que haya bajado dos kilos la primera semana con una dieta que no es restrictiva en la ingesta, es decir, no tengo que pesar la comida, puedo almorzar y merendar si lo deseo y bajo peso con facilidad.

Te escribo porque me paso todo el día orinando a pesar de que no he aumentado la ingesta de líquidos, sólo bebo en función de la sed y como lo que tú me has indicado. Es muy molesto, sobre todo por las noches, ya que me tengo que levantar varias veces. ¿Me puedes orientar?
SIGUE LEYENDO

Las respuestas de Elena nº 9: la formación de gases

arroz3

Hoy comparto con vosotros la respuesta a Mari Carmen, que ha venido a verme para que le ayude a mejorar sus digestiones, ya que son lentas y pesadas; estamos ante un caso claro de falta de fuerza digestiva. 

Hola Elena,

Llevo algo más de una semana con la dieta que me has recomendado y mis digestiones han mejorado tanto que ni las siento. Teniendo en cuenta los pocos días que han pasado desde la consulta… ¡es genial! Sin embargo, tengo muchos más gases que antes, algo que no me asusta pero sí que me molesta ya que es muy desagradable, sobre todo cuando estoy con gente. ¿Me puedes dar algún consejo?


SIGUE LEYENDO

Las respuestas de Elena nº 8: los desarreglos intestinales

am_79224_5021410_523337

Hoy comparto con vosotros la inquietud de Francisco, paciente y amigo que vino a la consulta por una elevación de los triglicéridos y con un sobrepeso importante. Le preocupa la alteración del tránsito intestinal.

Estimada Elena,

Llevo escasamente dos semanas siguiendo de forma rigurosa el plan de recuperación de la salud que me pautaste y estoy gratamente sorprendido porque ya noto la bajada de peso, pero sobre todo de volumen. Curiosamente no te comenté nada sobre el dolor articular que me acompaña desde hace más de un año… que afortunadamente también ha empezado a desaparecer. Pero me inquieta el hecho de tener los intestinos un poco revueltos, hecho que antes no padecía: paso de tener algunos días un poco de estreñimiento, a otros en los que las heces son fragmentadas y blandas. Ignoro si estoy haciendo algo mal o si, por el contrario, como explicas en el cuaderno que me entregaste, debo estar tranquilo al tratarse de una circunstancia temporal.

Un saludo

Francisco
SIGUE LEYENDO

Las respuestas de Elena nº 7: el dolor de cabeza

Unhappy girl in a bedroom

Hoy comparto con vosotros la respuesta a Pilar, una paciente que vino a la consulta por una endometriosis severa. Me escribe para expresar su inquietud por unos dolores de cabeza que han aparecido a las tres semanas de cambiar la alimentación.

Hola Elena, estuve en la consulta hace 20 días y he comenzado a cambiar mis hábitos poco a poco. Lo que más me está costando es prescindir del café, pero estoy contenta porque me siento más ligera, hago mejor las digestiones y duermo mejor.

El problema es que no he sido nunca de dolores de cabeza y hace unos días que me duele a diario; no es un dolor insoportable, pero ignoro cuál puede ser la causa o si estoy haciendo algo mal. Como todavía falta tiempo para volver a la consulta, me gustaría algún tipo de ayuda.

Gracias por tu dedicación y tiempo. Espero con ilusión tu respuesta.

Pilar
SIGUE LEYENDO